Publicidad
Deslizar para leer la noticia
Compartir

Vean, una vez más, el trabajo que se les exige a los Niños de San Ildefonso para cantar el Sorteo de Navidad

La vergüenza de SELAE y su particular forma de contribuir al repugnante “arte de birlibirloque” para vender la explotación infantil como una “tradición” llena de bondades…

AZARplus

A menos de un mes para el Sorteo Extraordinario de la Lotería de Navidad, los niños de la residencia de San Ildefonso que participarán en la tradicional cita se encuentran “trabajando sus rutinas”, reza el reportaje que les dedica El País. Una pieza informativa sobre la que nos hemos detenido, habida cuenta de la vergonzosa utilización que Loterías del Estado hace de ellos, tal y como hemos denunciado en repetidas ocasiones.

Por un lado, se escudan en que los niños solicitan hacer el trabajo. Pero, obviamente, estamos hablando de niños y para ellos es un honor ser los elegidos y tener el supuesto privilegio de que SELAE les paguen sus futuros estudios. Sin embargo, no se trata de un Juego, aunque para los niños lo parezca, puesto que cualquier persona decente sabe que poner a trabajar a un niño de ocho años en modo alguno lo es.

En el reportaje se alude a su realidad, una triste realidad, puesto que no solo tienen que pasar un filtro severo y ensayar durante mucho tiempo, sino también aguantar una presión que probablemente pocos adultos podrían afrontar. Sin olvidar, por otra parte, que están promocionando y contribuyendo a realizar una actividad que está prohibida para menores. Para más inri, todo esto con la aprobación  de un Estado que nos lo vende como algo bueno para todos, especialmente para los niños….

Con el agravante de que buena parte de la sociedad todavía lo cree, englobando el Juego Estatal en un halo dorado intocable, cuando lo cierto es que se está midiendo con un doble rasero, en grave perjuicio del Juego Privado. Incluso Podemos, que ha declarado la Guerra al Juego, ha caído en la trampa, y lo considera bueno por ser una “tradición”…O sea, todo un repugnante y desesperante arte de birlibirloque que parece no tener fin… 

VER EL PAÍS

Dejar comentario

¡Por favor, introduce un comentario!
Por favor, introduce tu nombre

* Campos obligatorios
** Los comentarios deben ser moderados, en muy poco tiempo, serán validados