Compartir

La Administración del Principado ha presentado la nueva modificación de la Ley del Juego, que incluye la autorización de sus juegos en suelo andorrano

La ONCE se expande a Andorra

AZARplus

El Gobierno andorrano ha aprobado el nuevo Proyecto de Ley de modificación del Juego, a través del cual la ONCE podrá ampliar aún más su ya de por sí dilatada sombra y ocupar ahora territorio andorrano.

El ministro de Finanzas, Ramon Lladós, y el director del Consejo Regulador Andorrano del Juego (CRAJ), Xavier Bardina, han calificado de “buena noticia” esta modificación y la preparación del convenio con la ONCE, y han comentado que la forma de distribución podría ser a través de casetas, como ocurre en el resto de España.

Dentro del convenio habrá un 80% y el otro 20% será específico por temas muy particulares destinados a obras sociales“, ha afirmado el director del CRAJ, Xavier Bardina.

Se espera que el convenio pueda cerrarse durante el primer trimestre del año.

La Once se frota las manos con este nuevo acuerdo, y ahora inundará de rascas también Andorra, con el beneplácito de la Administración.

El Proyecto de Ley establece también una nueva clasificación para las licencias de Juego. Las licencias mayores, como las de casinos y bingos, se otorgan mediante concursos públicos. Las licencias menores, que abarcan loterías promocionales y rifas, se subdividen en: puntuales y ocasionales (para un sorteo específico), temporales (por un período definido) y específicas (para una actividad particular).

Ramon Lladós ha señalado que el texto también aborda el servicio de inspección y el proceso sancionador, buscando “simplificar y agilizar ambos”. Además, con la nueva ley, se prohibirá la participación en apuestas a las personas vinculadas al evento.

Según ha declarado la Administración andorrana, el año pasado se emitieron 205 nuevas licencias de clase E (concursos con azar, rifas, participaciones de loterías y loterías promocionales o publicitarias), 62 licencias de clase F (quinto tradicional y rifa benéfica), 29 licencias de clase H (distribuidor mixto de lotería), 123 licencias de clase Y (personal de casino y bingo) y 3 licencias de clase J (proveedor de máquinas). Además, han recordado que desde 2021 hay cuatro establecimientos con licencia de clase G, que los acredita como distribuidores principales de lotería en el país.

En cuanto a las principales actividades del año, Bardina ha destacado la autorización para la apertura y operación del casino, la elaboración de un protocolo de colaboración entre el CRAJ y la Policía, la actualización de normativas sobre protección de datos y la implementación del expediente electrónico, así como la reestructuración y simplificación del Reglamento de licencias para concursos con azar, rifas, participaciones de loterías y loterías promocionales, aprobado en enero.

DESCARGAR PROYECTO DE LEY

Dejar comentario

¡Por favor, introduce un comentario!
Por favor, introduce tu nombre

* Campos obligatorios
** Los comentarios deben ser moderados, en muy poco tiempo, serán validados